Sandía contra las agujetas

Si, como yo, sufrís cada cierto tiempo con las malditas agujetas, os va a encantar esta noticia: investigadores de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Agronómica (ETSIA) han desarrollado un zumo funcional de sandía que reduce el dolor muscular a las 24 horas de realizar una actividad deportiva intensa.

Todavía no se comercializa, pero cuando lo haga creo que va a ser uno de los productos más demandados no sólo por los deportistas profesionales sino por los pobres mortales que sufrimos cada vez que volvemos al gimnasio después de unas vacaciones. O cuando probamos un deporte nuevo que nos deja el cuerpo como si nos hubiera pasado un camión por encima. Ay si hubiera conocido yo este zumo cuando empecé a esquiar y no podía ni dormir de las agujetas que tenía al final del día.

Si yo tuviera un club deportivo creo que regalaría un brick de este elixir a cada socio nuevo que se apuntase para que no huyera después de las tremendas agujetas que uno tiene después de los primeros días de entrenamiento. Estoy segura de que algunos abandonan porque no son capaces de superar el trance. Actividades suaves y zumo de sandía sería mi recomendación para todo el que empezara.

Pero os cuento más sobre este descubrimiento “made in Spain”: el producto, pionero en Europa, posee además efectos beneficiosos sobre la diabetes, la astenia y problemas cardiovasculares. El estudio se ha desarrollado en una Tesis Doctoral defendida por Martha Patricia Tarazona y calificada con la máxima puntuación, sobresaliente ‘Cum Laude’.

El zumo funcional contiene un aminoácido llamado L-citrulina, que las células intestinales absorben con más facilidad que si este aminoácido se suministra a través de un formulado farmacológico, según el estudio realizado ‘in vitro’.

Además, la sandía es una de las frutas más ricas en licopeno, un compuesto bioactivo que posee efectos protectores contra ciertos tipos de cáncer y de enfermedades cardiovasculares.

La L-citrulina se encuentra en gran cantidad en la corteza de la sandía, por lo que el aprovechamiento de este subproducto contribuiría a la implantación de una industria sostenible de procesado en fresco, en la que los residuos generados en la misma se revaloricen y contribuyan al diseño de productos funcionales con adecuados atributos sensoriales, funcionales y nutricionales, a un coste razonable, teniendo como reto la protección del medio ambiente y la prevención de enfermedades, señala la directora de la tesis, Encarna Aguayo, profesora del departamento de Ingeniería de Alimentos.

Este zumo funcional de sandía inicialmente estaría destinado a deportistas, pero también es recomendable para el cansancio funcional que pueda aparecer en épocas de esfuerzo físico y situaciones de estrés, explica Martha Patricia Tarazona.

Según han informado fuentes de la institución docente, en los ensayos realizados con deportistas han colaborado los doctores Carrasco, Alacid y Martínez de la Facultad de Ciencias del Deporte de la Universidad de Murcia.

Las investigadoras de la ETSIA han presentado el zumo al concurso Ecotrophélia con el nombre comercial de ‘Avivate‘. Este evento, organizado por la Federación Española de Industrias de la Alimentación y bebidas (FIAB), se celebra de forma paralela a la feria Alimentaria 2012 y busca fomentar la creatividad y la innovación.

El nuevo producto no se encuentra en el mercado europeo. Los investigadores están buscando empresas interesadas para transferir la tecnología desarrollada en la UPCT.

¿No os parece estupenda esta noticia? En cuanto se comercialice lo pienso probar, y mientras tanto, creo que voy a llenar la nevera de sandía y la voy a tomar a todas horas, porque encima está riquísima y es una fruta súper hidratante. Esta primavera y, por supuesto en verano, mi menú estrella va a ser tortilla de patatas, gazpacho y ¡sandía de postre! “100% spanish”, súper sano, nutritivo, antioxidante y antiagujetas.

 

Diagnóstico de la pisada, ¡imprescindible!

Seguro que la mayoría de vosotros escogerá sus zapatillas deportivas en función de su tipo de pisada (pronador o supinador), algo que pueden decirte en muchas tiendas deportivas gracias a una máquina especial o la pericia del dependiente. Pero no sé si todos sabréis que existen otras patologías a tener en cuenta y que equivocarse en el diagnóstico de la pisada puede acarrearnos graves lesiones.

Esto acabo de leerlo en una noticia de Europa Press en la que el Ilustre Colegio de Podólogos de la Comunidad Valenciana advierte de que sólo los profesionales de esta rama sanitaria pueden hacer un “correcto y completo” estudio de la pisada para establecer el diagnóstico de cada paciente y el tipo de corrección que requiere y ha alertado de que un mal diagnóstico podría acarrear “graves lesiones” en deportistas.

Esta entidad colegial se ha referido de esta forma en un comunicado a la campaña puesta en marcha por marcas comerciales especializadas en deporte en la que se asegura que pueden asesorar sobre el tipo de pisada de cada persona y el calzado “compensador” que necesitan.

El Colegio de Podólogos ha apuntado que sólo después de un análisis realizado por un profesional de esta rama “puede determinarse en qué grado se es supinador, pronador o neutro”. “En todos los casos en general, pero en el de los deportistas en particular, es muy importante la realización de un análisis personalizado de la pisada que determine el nivel de supinación o pronación, en caso de que exista, y establecer cómo realizar las compensaciones necesarias para una correcta pisada y eficiencia en la práctica deportiva”.

Así, han recalcado que es “frecuente” que el calzado deportivo que se comercializa haciendo estas dos distinciones “sea muy estandarizado” por lo que ha subrayado que “no se puede adaptar adecuadamente al grado que presenta cada persona y eso podría conllevar lesiones para el deportista como, por ejemplo, dolor y desgaste de las rodillas, molestias en la espalda, provocación de contracturas o sobrecargas musculares”.

El Colegio de Podólogos subraya que la elección del calzado es “muy importante” para la salud por lo que ha alertado de que “no deben correr riesgos innecesarios que puedan perjudicar la estructura ósea o muscular”. “La corrección en la pisada a través de la adaptación del calzado no debe realizarse de una manera general, porque si no se tiene en cuenta el grado concreto de supinación o pronación se podría agravar el problema”, ha explicado.

La entidad ha incidido en que el podólogo, como profesional sanitario especializado en las patologías y estudio del pie, “es el que debe realizar las pertinentes exploraciones a sus pacientes y establecer las indicaciones precisas para la adaptación correcta de su calzado”.

Os comento también esta noticia porque precisamente creo que mi novio, que es corredor, ha sido objeto hace poco de un mal diagnóstico de la pisada. Pasando la Semana Santa en Boston entramos en una súper tienda Nike en la que estaban promocionando unas nuevas zapatillas de running súper ligeras y flexibles. Éstas no le convencieron pero sí unas Brooks que estaban muy bien de precio. Como no estaba seguro de cuál era su tipo de pisada, le pedimos asesoramiento a un dependiente para asegurarnos de que era pronador… ¡y nos dijo justamente lo contrario!

Después de preguntarte por si acaso a otro dependiente, corroboró, también a ojo, el diagnóstico de su compañero y compramos las zapatillas. Pero ahora me pregunto si de verdad podemos fiarnos de lo que le dijeron.

¿Quién os ha hecho a vosotros el diagnóstico de la pisada?

Nordic Walking

Me encanta esta actividad como alternativa al running. También conocida como Sauvakävely, la marcha nórdica es originaria de Finlandia. Ya en los años 50 los esquiadores de fondo durante los meses de verano, caminaban con bastones. La idea era simular deslizarse a la vez que caminaban. Sin embargo, los bastones convencionales no podían soportar los golpes o vibraciones y causaban mucha tensión en las articulaciones durante las sesiones de entrenamiento intensivo. En 1997 esta actividad deportiva se hizo popular gracias a la ayuda de la empresa,  Finish Company ”Exel Oy, que junto con científicos experimentados en este deporte desarrollaron unos bastones especiales para esta práctica.

Como os decía, la marcha nórdica me parece estupenda para practicar en primavera y verano en el campo, en estaciones de esquí e incluso en la ciudad. Los beneficios son muy parecidos a los del running pero se minimiza el impacto, po lo que puede ser una actividad perfecta para recuperarse de forma activa después de la temporada de carreras.

Me imagino que, como yo, ya conocíais la actividad, pero lo que no sé si sabréis que la están introduciendo en clubes tan exclusivos como el Metropolitan (clubmetropolitan.net). Una forma ideal de hacer un entrenamiento cardiovascular suave fuera del gym y de conocer gente. Por ejemplo, en una de las salidas de Metropolitan Barcelona participaron 60 socios en una caminata por la montaña acompañados por un grupo de técnicos del club.

Para hacer marcha nórdica son necesarios unos bastones especiales (no sirven los de senderismo), muy ligeros pero que absorban bien los impactos. También se utilizan unas almohadillas para caminata por asfalto o superficies duras, y zapatillas especiales, capaces de soportar las miles de pisadas que se realizan.

La marcha nórdica es una actividad cada vez más recomendada por la profesión médica, ya que es un deporte suave y adecuado para cualquier edad y forma física con muchos beneficios.

–          Mejora de la capacidad respiratoria y la función cardíaca.

–          Se liberan tensiones en rodillas y espalda, el impacto es mucho menor que en el running.

–          Se trabajan todos los grandes grupos musculares.

–          Se queman muchas calorías, ya que el tiempo de práctica suele ser mayor, por lo que resulta una actividad muy indicada en la      pérdida de peso.

–          Al realizarse con mayor oxigenación, el cerebro goza de un saludable flujo sanguíneo que aumenta la capacidad cerebral.

–          Resulta una actividad relajante y desestresante.

Si queréis saber más sobre esta actividad en España podéis entrar en la web marcha-nordica.net.

Nordic Walking

Me encanta esta actividad como alternativa al running. También conocida como Sauvakävely, la marcha nórdica es originaria de Finlandia. Ya en los años 50 los esquiadores de fondo durante los meses de verano, caminaban con bastones. La idea era simular deslizarse a la vez que caminaban. Sin embargo, los bastones convencionales no podían soportar los golpes o vibraciones y causaban mucha tensión en las articulaciones durante las sesiones de entrenamiento intensivo. En 1997 esta actividad deportiva se hizo popular gracias a la ayuda de la empresa,  Finish Company ”Exel Oy, que junto con científicos experimentados en este deporte desarrollaron unos bastones especiales para esta práctica.

Como os decía, la marcha nórdica me parece estupenda para practicar en primavera y verano en el campo, en estaciones de esquí e incluso en la ciudad. Los beneficios son muy parecidos a los del running pero se minimiza el impacto, po lo que puede ser una actividad perfecta para recuperarse de forma activa después de la temporada de carreras.

Me imagino que, como yo, ya conocíais la actividad, pero lo que no sé si sabréis que la están introduciendo en clubes tan exclusivos como el Metropolitan (clubmetropolitan.net). Una forma ideal de hacer un entrenamiento cardiovascular suave fuera del gym y de conocer gente. Por ejemplo, en una de las salidas de Metropolitan Barcelona participaron 60 socios en una caminata por la montaña acompañados por un grupo de técnicos del club.

Para hacer marcha nórdica son necesarios unos bastones especiales (no sirven los de senderismo), muy ligeros pero que absorban bien los impactos. También se utilizan unas almohadillas para caminata por asfalto o superficies duras, y zapatillas especiales, capaces de soportar las miles de pisadas que se realizan.

La marcha nórdica es una actividad cada vez más recomendada por la profesión médica, ya que es un deporte suave y adecuado para cualquier edad y forma física con muchos beneficios.

–          Mejora de la capacidad respiratoria y la función cardíaca.

–          Se liberan tensiones en rodillas y espalda, el impacto es mucho menor que en el running.

–          Se trabajan todos los grandes grupos musculares.

–          Se queman muchas calorías, ya que el tiempo de práctica suele ser mayor, por lo que resulta una actividad muy indicada en la      pérdida de peso.

–          Al realizarse con mayor oxigenación, el cerebro goza de un saludable flujo sanguíneo que aumenta la capacidad cerebral.

–          Resulta una actividad relajante y desestresante.

Si queréis saber más sobre esta actividad en España podéis entrar en la web marcha-nordica.net.