Macarrones guaca-guaca

image3
image3
Macarrones guaca-guaca…, ¿has visto alguna vez un plato tan esplendoroso y sencillo a la vez? (syp)

 Ingredientes (4 pax)

  • 400 gr macarrones (en crudo)
  • 2 aguacates
  • 2 ó 3 tomates maduros
  • 2 latas de mejillones en escabeche (mejor elaborados con aceite de oliva y que sean de calibre pequeño)
image2
Para el guaca-guaca: aGUACAte, tomate y mejillones en escabeche. (syp)

Elaboración

Cocemos la pasta. Refrescamos y reservamos.

Hacemos el guaca-guaca con los aGUACAtes: aplastamos su carne con el tenedor hasta que quede un pasta más o menos homogénea. Quien haga guacamole en casa sabrá de qué hablo: chafar, no triturar. Veréis que mientras trabaja el tenedor, el aguacate emite un sonido similar a un “guaca-guaca”. Después añadimos los tomates rallados.

image4
Machacar el aguacate es lo más laborioso. Que a nadie se le ocurra pasarlo por el túrmix (o minipimer). El guaca-guaca hay que hacerlo con amor y cariño. (syp)

Abrimos las latas de mejillones. Escurrimos el líquido del escabeche en la salsa guaca-guaca, mezclando hasta que se absorba toda. Añadimos los mejillones de una de las latas y mezclamos.

En un recipiente grande ponemos los macarrones, préviamente cocidos, y la salsa de aguacate, tomate y mejillones. Mezclamos bien y servimos en una fuente. Decoramos la superficie de la preparación con los mejillones de la segunda lata.


 Nutrición. Comentarios (1 pax)

  • Energía: 550 kcals
  • Carbos: 80 gr, de IG medio-bajo
  • Proteínas: 22 gr, de alto valor biológico
  • Grasas: 13 gr
  • Vitaminas: grupo B, C y E, K, D
  • Minerales: Fe, Na, K y Mg
  • Otros: fibra, agua

El aguacate es una fruta atípica que destaca por su alto contenido energético, concretamente graso (mayoritariamente de ácido oleíco) y proteico, no de azúcares como en la mayoría de frutas.

La pasta, muy rica en carbohidratos, nos rellenará a tope los depósitos de glucógeno muscular.

Los mejillones son un alimento a redescubrir: tienen proteína de alto valor biológico y una riqueza en hierro superior a la carne roja. El hierro es un mineral clave en el deporte, forma parte de la hemoglobina, la proteína que transporta el oxígeno a todas y cada una de nuestras células. Nuestro rendimiento deportivo puede verse comprometido ante un déficit de este mineral.

El tomate, rico en vitamina C, ayuda al máximo aprovechamiento del hierro presente en los mejillones.

Los macarrones guaca-guaca son una maravilla de sencillez y de bondad nutricional, que por su completa composición se pueden considerar plato único. Acompañado de una buena ensalada multicolor (tomate, remolacha, pepino, pimiento, lechuga, zanahoria,…) puede conformar un fenomenal menú de recuperación tras una exigente sesión de entreno o carrera. También es perfectamente apto para integrar en la fiesta de la pasta (pasta party) de la noche previa a la actividad matinal.

Macarrones guaca-guaca: puede que en el mundial del 2010, antes de la final contra Holanda, la roja comiera unos exuberantes macarrones guaca-guaca.

¡Salud y piernas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *