Kílian Jornet y el Everest

Kílian Jornet estuvo en el Everest el pasado més de septiembre, intentando subir y bajar con su estilo particular, rápido y audaz. No pudo ser. Tomó nota de todo y posiblemente vuelva a intentarlo. O quizás no vuelva, si no encuentra la motivación para hacerlo. Así es Kílian.

He podido hacerle unas pocas preguntas sobre su intento de ascensión al Everest. Sus respuestas no tienen desperdicio.


Captura de pantalla 2017-03-14 a la(s) 18.45.06

Hablando con alpinistas, me explican que la altura (a partir de los 5.000 metros) tiene efectos muy curiosos sobre el cuerpo… los huesos o articulaciones que habitualmente pueden hacer daño (antiguas fracturas, artrosis, etc…) dejan de doler… ¿Cuáles son tus sensaciones y el efecto que has experimentado con la exposición a la altura?

A nivel de sensaciones, no he sentido ausencia de dolor allá donde ya lo tenía, ni me han aparecido nuevos dolores. Eso sí, he notado que todo es más lento, que el pensamiento también va más lento, que uno se vuelve más “vago”, hay menos energía.

En cuanto a rendimiento físico, ¿te has adaptado bien? ¿Cambiarías alguna cosa de tu preparación y aclimatación para mejorar tu rendimiento?

Mi adaptación ha dependido de las veces que he ido a más altura. Normalmente hasta los 6.000 metros no he tenido ningún problema. A partir de esa altura se ha de ir poco a poco. Los días que me encontraba cansado, descansaba, pues el desgaste era importante.

¿Qué controles médicos has hecho antes, durante y después de tu estancia en el Everest?

No he hecho ningún control específico antes o después, pero viendo el rendimiento físico que he tenido y la posterior recuperación, al ser una expedición corta de no más de 30 días, el desgaste no ha sido demasiado grande.

¿Qué has comido y bebido los días de ataque? ¿Y mientras estabas en el Campamento Base?

En altura, poco. Normalmente, cuando salía a hacer entre 6 y 15 horas de actividad, llevaba un par de barritas y geles. Y 1/2 litro de agua, básicamente, lo mismo que llevaba a mis alcensiones en los Alpes. Llevo poca comida para hacer actividades largas.

En el Campamento Base , comía normal, pero sin verduras: básicamente pasta, arroz, pan…

Cuando estás durmiendo, ¿los sueños son iguales en alta montaña que a la altura del mar? ¿El cuerpo descansa igual? 

Cuando más arriba el sueño es más ligero. Es más fácil recordar los sueños y estos son más o menos iguales (raramente me acuerdo de lo que sueño). Aún así no tuve ningún problema para dormir. Pero no pasé ninguna noche más arriba del Campamento Base (6.200 metros).

¿Has tenido algún tipo de problema gastrointestinal durante tu estancia en el Everest? 

Esta vez no. Otras veces sí que he tenido problemas gastrointestinales, por beber leche o agua sucia (no tratada) en un pueblo de Nepal.

¿Qué deterioro físico te ha produciso tu estancia en el Everest? ¿Cuánto  tiempo tardaste en estar al 100%? 

Perdí 3 ó 4 kilos, y físicamente tardé una semana en volver a estar bien.

El Everest es la cima más alta del mundo. ¿Cuál es la más sugerente?

La que toque mañana.

¿Tu próximo proyecto?

Mirar por la ventana por la mañana y seguir lo que haga la meteo.


Captura de pantalla 2017-03-14 a la(s) 18.45.17

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *